Según dermatólogos de Hospital de Manisestomar el sol y bañarse en el mar es bueno para las personas que tienen psoriasis o atopia

Psoriasis

  • La radiación ultravioleta tiene un efecto inmunosupresor, que se considera nocivo, pero que en algunas patologías donde hay un estado inmunitario hiperactivado, como ocurre en la psoriasis, tiene un efecto beneficioso. A la hora de tomar el sol, aconsejan exponer las placas de psoriasis al sol sin crema durante 1 o 2 horas, entre las 9 y las 11 de la mañana y entre las 4 y las 6 de la tarde, y evitar el sol en las horas centrales del día.
  • El agua del mar, además, suele aliviar la psoriasis. Los baños de al menos 20 minutos descaman un poco las lesiones, sobre todo cuando se combina con la exposición moderada al sol.

Atopia

En el caso de la atopia, la radiación ultravioleta tiene un efecto inmunomodulador natural que puede hacer mejorar de forma muy importante al paciente.


El 
agua de mar puede ayudar a la reparación de grietas y a la eliminación del tejido descamado, aunque es fundamental no dejar el tratamiento, como el uso de cremas emolientes tras la ducha después del baño en el mar.

Protegerse del sol

No obstante, es esencial moderar la exposición al sol y evitar quemaduras solares que podrían ejercer el efecto contrario, así como continuar el tratamiento prescrito en cada una de las patologías.